Este hombre nunca había probado a estar con ningún tío en su vida, por lo que va a probar a ver si realmente es gay, o si la atracción que siente tan solo es momentánea. Es por esta razón, por lo que le ha pedido a su amigo que se baje los calzoncillos y que le enseñe bien la polla. Después se la ha ido mamando sin parar a una velocidad de vértigo. Se ha dado cuenta de que le encanta mamar pollas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *