Un hombre blanco y uno negro, amigos de toda la vida, han decidido que esa noche van a triunfar si o si y para hacerlo han contratado los servicios de un par de putas muy calientes; una es morena de piel y la otra es blanca, por lo que así pueden hacer sexo interracial de lo más excitante. Nada más traerlas a sus casas, las han desnudado y se la han metido durante un buen rato; finalmente no han podido aguantar más y se han corrido dentro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *